Select Page

Es evidente que la carga genética de las personas determina muchos aspectos relativos a la herencia, incluyendo el desarrollo del cerebro. ¿Se hereda también la inteligencia de los padres?

Este artículo fue sugerencia de Jorge, uno de las personas suscritas al blog, al que agradezco su sugerencia y curiosidad.

La inteligencia es un concepto amplio

El concepto de “inteligencia” es un concepto amplio en el que  influyen muchos factores que no tienen que ver únicamente con la información de los cromosomas de tus progenitores.

La inteligencia no tiene que ver con el tamaño del cerebro (¿sería entonces un elefante con un cerebro de 5 kilos más inteligente que el ser humano con un cerebro de 1,5 kilos?). En la capacidad cognitiva de cada uno influyen no solo aspectos genéticos (del padre y de la madre) durante el desarrollo del sistema nervioso, sino la alimentación, el medio ambiente en el que el infante se desarrolla, los estímulos que reciba, el aprendizaje, la situación del seno familiar, etc. (es decir, las componentes epigenéticas).

¿Qué dice la ciencia al respecto?

Existen escasos trabajos científicos en bases de datos al respecto. Hay alguna referencia de los años 80 respecto al cromosoma X frágil. Los investigadores del estudio concluyen que la carga genética de la madre, de la placenta y del feto son factores que afectan y son complementarios en el desarrollo del feto, pero no hacen referencia a la inteligencia.

Otras referencias en psicología y mente comentan que la descendencia tendrá una mejor disposición genética en futuras generaciones de acuerdo al cuidado maternal en los primeros años de vida. También, que la herencia del padre influye en el éxito reproductivo de la descendencia y su adaptación al medio ambiente.

Mutaciones en el cromosoma X

En otro artículo comentan el caso de una familia australiana con una cierta mutación en el cromosoma X que provocaba en algunos de los descendientes retraso mental y pubertad precoz, si bien parece un caso aislado en una mutación de un gen que aún está en estudio.

Un estudio más reciente describe una mutación rara en el cromosoma X que induce retraso mental (XLMR) si bien esta mutación también incluye otras malformaciones, problemas cardiovasculares, escoliosis, etc. en toda la familia. Se debe a una duplicación de genes en ese cromosoma X, pero se trata una vez más de casos raros e infrecuentes).

No hay evidencias científicas concluyentes al respecto

En definitiva, la herencia de la inteligencia no está demostrada, y cuanto más se avanza en los estudios, más se alejan los resultados de esas afirmaciones categóricas.

Nuestro cerebro es cambiante, flexible, adaptativo y genuino. No hay dos cerebros iguales, ni siquiera un cerebro igual en  la misma persona a lo largo de su vida.

Suscribe gratis a nuestro boletín electrónico

Únete a nuestra lista de correo para recibir las últimas noticias y  actualizaciones

¡Exito!

Pin It on Pinterest

Share This