La sepia contiene abundantes proteínas, minerales y algo de aceites de pescado, además de baja en grasas saturadas y carbohidratos. Es muy saludable. En esta receta, se combina con gambones, preparándose como albóndigas con salsa de tomate y verduras al vino blanco. Es deliciosa. Está basada en una receta de mi amigo Vicente Ramos, una estrella legendaria del baloncesto y “choquero consorte” que conoce esta receta por su afinidad con Almería. Agradezco muchísimo su cariñosa, amable y sabrosa contribución.

Ingredientes.

(Para dos personas)

– 450 gramos de sepia limpia.

– 6 gambones grandes.

– 1 cebolla troceada finamente.

– 3 dientes de ajo troceados finamente.

– 1 pimiento italiano troceado finamente.

– 2 tomates rojos para salsa sin piel y troceados.

– 1 taza de harina de garbanzos.

– 1 huevo de gallina campera.

– 8 cucharadas de aceite de oliva.

– ¼ de taza de vino blanco seco.

– 1 cucharada sopera de vino Pedro Ximénez.

– 2 tazas de caldo de pescado (o fumet).

– 1 taza + 1 cucharada sopera de perejil fresco picado.

– 1 cucharada de café de pimentón ahumado.

– 1 sobre de hebras de azafrán.

– Sal marina y pimienta negra.

Preparación.

– En un robot culinario, desmenuzar la sepia. Reservar.

– En el mismo robot, trocear finamente ¼ de cebolla y 1 diente de ajo.

– Trocear finamente los gambones sin piel (reservar la cáscara y las cabezas para el fumet).

– Mezclar la sepia, cebolla, ajo y gambones. Salpimentar. Añadir 1 cucharada sopera de perejil troceado finamente.

– Colocar la preparación en 1 bol. Añadir 1 huevo. Mezclar.

– Incorporar poco a poco ½ taza de harina de garbanzos. Reservar.

– En una cacerola mediana, colocar 2 tazas de agua, 1 hoja de laurel, las carcasas y cabezas de los gambones y sal marina. Cocer a fuego medio durante 15 minutos.

– Tamizar el caldo. Reservar.

– En una sartén, saltear en 4 cucharadas de aceite de oliva el resto de la cebolla y 2 dientes de ajo.

– Cuando estén dorados, añadir el pimiento troceado. Cocer durante unos minutos hasta que se ablande.

– A continuación, añadir el tomate troceado finamente, el azafrán, el pimentón, la sal y la pimienta (al gusto). Cocer a fuego medio unos minutos.

– Por último, añadir la taza de perejil troceado. Mezclar.

– Cuando el agua del tomate se haya reducido, añadir el caldo, el vino blanco y el Pedro Ximénez. Mezclar bien. Dejar cocer a fuego medio.

– Mientras tanto, dar forma a las albóndigas de choco, rebozándolas en harina de garbanzo.

– Saltear a fuego medio-alto con el resto del aceite de oliva para que se doren.

– Incorporar las albóndigas al caldo de los gambones. Dar un hervor durante 15 minutos.

– Servir caliente. Se puede acompañar de arroz blanco o pasta al gusto. Un auténtico deleite para el paladar.

Suscribe gratis a nuestro boletín electrónico

Únete a nuestra lista de correo para recibir las últimas noticias y  actualizaciones

¡Exito!

Pin It on Pinterest

Share This